Lunes, 29 de junio de 2009

Un amigo lector nos envía este interesante artículo junto a otros mas que iré publicando, pero este por la importancia el momento actual en Honduras, va primero.


LA DERECHA DESPLAZADA DEL PODER ES MÁS VISCERAL Y PELIGROSA
 
En casi toda Latinoamérica, los vientos de cambios sociales soplan con aires de izquierda. Los analistas políticos de todos los colores, han colocado a cada gobierno en el continente diversos adjetivos para calificarlos de más o menos radicales en su empeño por transformar sus sociedades.
 
En este contexto podemos decir que países como la Republica Bolivariana de Venezuela, Ecuador y Bolivia; entre otros; tienen clara la disposición de transformar sus sociedades, reivindicando por primera vez la construcción de un sistema social justo y diferente al que hasta la fecha, la derecha de esos países había venido practicando, con la exclusión de grandes sectores de la población. En el caso de Venezuela el presidente Hugo Chávez ha afirmado que es imperativo la construcción del Socialismo del siglo XXI.
 
Al margen de comparaciones tenemos también que desde el cono sur hasta Centro América se pueden contar hoy, con los dedos de una sola mano los gobiernos con tendencias marcadas de derecha; específicamente en Centro América, a partir del triunfo del FMLN en El Salvador, en casi todos los países del istmo la derecha ha pasado de ser gobierno a jugar el rol de oposición a este.
 
Naturalmente que el haber sido desplazada la derecha de los gobiernos, de ninguna manera se puede afirmar que ha sido desplazada del poder de los estados; y desde sus posiciones maniobran para impedir que los gobernantes democráticamente electos, realicen cambios para implementar sus respectivos programas de gobierno.
 
Podríamos decir con rotundidad que la derecha desplazada del poder es visceralmente peligrosa; pues no escatima ni descarta cualquier medio “legal” e incluso son capaces de utilizar el asesinato o el terrorismo o entrar en contubernio con mafias de delincuencia organizada para desestabilizar y fomentar el caos.
 
Esto en ningún momento es exageración pues muy recientemente en Guatemala se ha montado un show criminal en donde se ha querido involucrar al propio presidente Álvaro Colom.
 
Del sur también nos llega la noticia del asesinato de una pariente del presidente Evo Morales. El "Movimiento anticomunista brasileño portugués para la liberación de los pueblos", dijo que la muerte de Rufina Morales de Ayma es una advertencia al presidente Evo Morales.
 
Las permanentes amenazas de magnicidio contra Chávez y otros dirigentes, también se han vuelto cotidianos; tal fue el caso de la suspensión de la visita que este había programado para la toma de posesión de Mauricio Funes en El Salvador.
 
Estos últimos días,  el turno le ha tocado a Honduras, y concretamente este domingo 28 los militares hondureños han consumado un golpe de estado que nos quiere volver a la rutina política del pasado, donde en Latinoamérica  los militares ejecutaban los designios de las oligarquías nacionales y apadrinados por los Estados Unidos impusieron a nuestros países el imperio de dictaduras que dejaron hasta hace muy poco, hondas heridas en nuestras sociedades.


El gran “pecado” ha sido el que el presidente Manuel Zelaya quiere impulsar una consulta popular, de cara a cambios constitucionales.

Habría que decir que a Zelaya no se le puede endilgar que es comunista, o cualquier otro adjetivo; pues él mismo pertenece a una familia adinerada y proviene del partido Liberal que de por siempre ha sido el otro componente político para la alternancia en el gobierno, de la derecha hondureña; pero excepcionalmente el presidente Zelaya, con un componente nacionalista ha impulsado en su gobierno medidas con clara vocación integracionista latinoamericana, en la búsqueda de un verdadero desarrollo e independencia de Honduras; medidas como la apertura de relaciones diplomáticas con Cuba  empezaron a delinear la independencia en las relaciones con otros estados, la búsqueda hacia la integración del proyecto ALBA promovido por Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua, han sido también punto de choque frontal de su gobierno y la oligarquía hondureña y las transnacionales distribuidoras de derivados del petróleo.
 
En fin el presidente Manuel Zelaya además de “incómodo” para la oligarquía hondureña es un “mal ejemplo” según la derecha de la región y es por eso que la orquesta mediática nacional y regional se han prestado al juego de tratar de deslegitimizar las propuestas de referéndum de este domingo 28 en honduras. El ejercito, la Corte Suprema de Justicia y El Tribunal Supremo electoral, en sintonía con los sectores más aberrantes de la derecha hondureña no solo están en contra de la consulta popular; sino que han estado impulsando este golpe de estado.
 
La ingenuidad no debe de ser parte del comportamiento de los sectores que apoyan a Zelaya en Honduras, y deben de estar claros que solo la movilización y apoyo a su presidente pueden hacer fracasar este atropello a la constitucionalidad y la democracia en Honduras; amen que hoy la OEA debe realmente reivindicar su rol y realizar todos los esfuerzos a su alcance para restituir a Manuel Zelaya, como el presidente legítimo de Honduras.
 
Importante también será el apoyo a la legalidad constitucional de Honduras, por parte de los organismos y entes internacionales especialmente la Unión Europea y los Estados Unidos; este último que en el pasado ha bendecido todos, absolutamente todos los golpes de estado en Latinoamérica, tendrá oportunidad de reivindicarse en su relación con el continente y mostrar su rechazo al poder espurio que los militares y la derecha hondureña quieren imponer a nuestro hermano pueblo.
 
Esto que esta pasando en Honduras, también tiene vigencia para otros piases del continente, pero especialmente para nuestro país en donde la derecha arenera no se resigna el haber sido desplazada del gobierno central, pretendiendo desde la asamblea y otras instancias del estado, seguir promoviendo su juego político sucio no descartando para ello nada.


Esta claro pues que también El Salvador no esta ni estará exento del sabotaje al estado, e incluso las intentonas de hacer del estado de derecho un juego al servicio de la derecha; será un peligro todos los días.


La diferencia naturalmente en nuestro país no solo la hace la reiterada decisión de Mauricio Funes y su gabinete de avanzar hacia el cambio; sino la capacidad del FMLN y su militancia para defender su programa de gobierno en cualquier teatro político que se presente.
 
De una cosa estamos claros, que la derecha desplazada del poder es más vísceral y peligrosa; pero así mismo estamos convencidos que el FMLN es la vanguardia que junto con su pueblo serán los instrumentos contra los que se estrellen los intentos de la derecha salvadoreña por hacer retroceder el cambio… la historia hasta la fecha, así lo ha demostrado.

Así mismo esperamos que estos días de incertidumbre que se están viviendo en la hermana republica de Honduras, terminen con la restitución en su cargo del presidente Manuel Zelaya y de esta manera hacer prevalecer el respeto a la voluntad popular del pueblo hondureño y sus verdaderos gobernantes. (KB)
 
 
-----


Tags: Honduras, crisis hondureña, Mel Zelaya, colaboraciones

Publicado por hunnapuh @ 17:45  | Internacional
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Invitado
Lunes, 29 de junio de 2009 | 21:43
La derecha se valdr? de cualquier ardid para justificar un golpe de estado. Lo que ha pasado en Honduras iba a pasar de una forma o de otra y el argumento pueril de que el presidente Zelaya "pretend?a perpetuarse en el poder", cuando ya est?n los candidatos para las elecciones de noviembre, no es mas que una justificaci?n absurda.
Recordemos que en la campa?a en nuestro pa?s, la derecha insist?a hasta la saciedad en que Funes hab?a dicho que iba a llevar al pa?s al socialismo, y por mas que Funes dijera que n?, la propaganda sucia insist?a en que esa era su intenci?n.
No se descarta en nuestro pa?s un movimiento escuadronero que elimine a pol?ticos con pensamientos diferentes. La derecha es poderosa en nuestro pa?s, y los medios como TCS y el diario de hoy son sus c?mplices.
No por gusto han puesto a Cristiani como presidente del coena.