Viernes, 22 de febrero de 2008

Vuelven los secuestros.

 

La propaganda gubernamental no para de decirnos que la delincuencia ha bajado en el país. Que han iniciado una etapa superior de control de la criminalidad y que pronto los delincuentes estarán tras las rejas. Que la ciudadanía pronto gozará de la tan ansiada tranquilidad.

 

Pero en la realidad las cosas marchan en sentido contrario a la publicidad. La delincuencia no ha mermado, por el contrario, la sensación de aumento de los hechos delictivos la sentimos todos los salvadoreños.

 

La diferencia ahora es que las cifras que nos presentan las instituciones públicas están cada vez mas sesgados para que se vuelvan compatibles con la publicidad. Ya no podemos confiar en las cifras oficiales.

 

Pero lo particularmente delicado es que las bandas de secuestradores se han reactivado en los últimos meses y esta situación se está volviendo tan grave que ya no la pueden ocultar los medios de comunicación.

 

Grupos de bandas de crimen organizado, grupos de maras, han comenzado a secuestrar. Todo indica que estos hechos delictivos están aumentando. Y las victimas objetivos han cambiado. Ahora no están secuestrando a los integrantes de los grupos de poder económico. Los objetivos son las clases medias. Grupos profesionales, de pequeños y medianos empresarios, empleados de niveles gerenciales o direcciones de empresas importantes, son las nuevas potenciales víctimas.

 

Por ello el número ha aumentado. Son secuestros que se realizan en operaciones logísticas relativamente sencillas, que no requieren de gran infraestructura para mantener al secuestrado oculto. Negocian cantidades de dinero que a juicio de los secuestradores, pueden ser conseguidas en poco tiempo por los familiares de la víctima.

 

Estas bandas usan la presión psicológica para que la familia mantenga por algunos días, oculto el hecho sin informar a las autoridades. Las familias acceden pues lo que les interesa es la vida del secuestrado y la confianza en la policía es inexistente.

 

Por ello ni la misma policía tiene claridad del número de secuestros que se realizan diariamente. Muchas personas nunca denuncian los hechos. Simplemente recuperan a su familiar de las garras de los secuestradores y guardan silencio. Toman sus propias medidas de seguridad como cambiarse de lugar de vivienda, cambiar a sus hijos de colegio o salir del país por una temporada. La sensación de impotencia ante el crimen es general.

 

Cuando en el pasado la PNC combatió con eficiencia las bandas de secuestradores, era consecuencia de que las víctimas eran las poderosas familias dueñas del país. Pero ahora que las víctimas son de una condición socio económica diferente, la PNC ni siquiera tiene las cifras exactas de los hechos delictivos. Mucho menos podemos esperar que se les combata con la eficiencia del pasado.

 

Considero que la delincuencia va a aumentar en los próximos meses. No solo por la ineficiencia de las autoridades policiales y judiciales, si no por que la situación socio económica del país se deteriorará aún mas debido a la crisis económica de los EUA que no tiene salida fácil ni de corto plazo.

 

Esta es la cruda realidad en la que nos moveremos los salvadoreños.

 

Ayutuxtepeque, Viernes, 22 de Febrero de 2008.

 


Tags: seguridad, PNC, delincuencia, secuestros

Publicado por JJmar @ 10:50  | Situacion Actual
Comentarios (8)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Invitado
Viernes, 22 de febrero de 2008 | 12:25
Nooombre! Si hablar de delincuencia es pecado en los grandes medios.

Los titulares no deben tocar ese tema y a lo sumo dedicarle peque?os espacios en la secci?n judicial.

Si no vamos a pensar que no vivimos en el pais de las maravillas.
Publicado por Invitado
Viernes, 22 de febrero de 2008 | 18:30
Los mareros son una amenaza para todos. El futuro gobierno de Funes tiene que ir planeando como enfreentar esta amenaza para El gobierno, la clase media ,Los que tiene familiares en la USA,los pequenos empresarios. Esta basura no se va a detener ante nada y no nos podemos dar el lujode ser BLANDOS si se tien que llegar alas ultimas consecuencias con esta lacra deberiamos hacerlo. Se deberia identificarlos y Lincharlos como hacen en Bolivia y Ciertas partes rurales de Guatemala. Esta gente son un peligro y amenaza esto no puede seguir asi por que ellos no van a |DIALOGAR o parar eso es todo lo que saben hacer
Publicado por Invitado
Viernes, 22 de febrero de 2008 | 19:10
Correcto, el futuro gobierno del Frente - Funes, tiene que ver que este es un problema vital a enfrentar para generar tranquilidad en la poblaci?n. Hey JJMAR !? y cuando se van a decidir a apostarle al cambio???
Publicado por Invitado
S?bado, 23 de febrero de 2008 | 10:09
?Y como podemos esperar que se combata la delincuencia, si el ministro pendejo de seguridad anda enfundado en su chaleco haciendo propaganda?. Estamos bien jodidos.
Tambi?n hay que denunciar que el tony saca anda haciendo actividades de su partido, utilizando los recursos del estado, tales como veh?culos de casa presidencial, guardaespaldas, polic?as, etc, que todos pagamos con nuestros impuestos.
Pero de ?sto no dicen nada los medios.
Publicado por Invitado
S?bado, 23 de febrero de 2008 | 22:17
Un pandillero,siempre lo sera, jamas va a abandonar la pandilla, ni jamas dejara de hacer lo q esta le ordene, menor de edad, adulto, y hasta los q se hacen cristianos, al final son solo eso,pandilleros, lacras sociales, q lamentablemente aunque de veras, algunos cuantos contados con los dedos, deseen abandonar ese estilo de vida tan salvaje y superficial, no lo logran, no los dejan, jamas se podra razonar para q dejen de hacer da?o a los q no son de la pandilla, a los civiles, a los profesionales, a los q trabajamos, por que? Facil, por q no somos de la pandilla, por eso no les importa matar a quien sea, si dejamos q se sigan reproduciendo y expandiendo, la siguiente guerra sera con ellos.
Lo mejor es ser duros con ellos, mas todavia, no doblegarse con sentimentalismos nic osas asi: la pena de muerte A TODOS ELLOS, no debe de verse con moralismos insostenibles...
Publicado por Invitado
S?bado, 23 de febrero de 2008 | 22:22
...si la vida de otros no les importa , por q nos importara la de ellos, ya les dimos la oportunidad de cambiar, de convertirse, y hasta de prepararse academicamente, no lo aprovecharon, asi q ni modo q se atengan a las consecuencias de sus propios actos.
habria q ver q diria la poblacion si se dispusiera realizar, digamos las ejecuciones inmeditas de los maximos lideres de las pnadillas, serian capacez, de salir algunos abogando por ellos, o el clamor popular aprobaria unanimamente esto, intentemos, podria ser la salvacion de muchas vidas por las de ellos...
Publicado por Invitado
Lunes, 02 de noviembre de 2009 | 15:53
yo creo que estos tambien puede3n cambiar
Publicado por Invitado
Lunes, 02 de noviembre de 2009 | 15:59
que estamos ahciendo para que ellos se vuelvan a cristo
soy testigo de muchos ya le conocen pero nosotros los emos apartado de Dios al marguinarlos